LA LIBERACIÓN DEL ESPÍRITU

13516434_1120561554671978_7721371037170927590_n

¿Cómo liberar el espíritu para ligarse al Espíritu de Dios y hacer su voluntad?

“Les digo la verdad, el grano de trigo, a menos que sea sembrado en la tierra y muera, queda solo. Sin embargo, su muerte producirá muchos granos nuevos, una abundante cosecha de nuevas vidas.”(Juan 12:24) NTV. El mensaje que transmite Jesús a sus discípulos es claro, si lo exterior no muere, lo interior no puede ser liberado. Morir significa matar el hombre exterior, los deseos de la carne y el mundo, las pasiones desordenadas, los deseos de los ojos y la vanagloria de la vida.

A modo de síntesis, el ser humano está compuesto por un hombre interior y un hombre exterior. El hombre interior es nuestro espíritu, y allí reside el Espíritu de Dios. El hombre exterior es todo lo que nos compone que está por afuera de eso, nuestros pensamientos, nuestras emociones, nuestra voluntad, nuestro cuerpo. En la carta a los Romanos el Apóstol Pablo da un ejemplo claro que nos ayuda a entender esta simplificación, dice: “Porque según el hombre interior, me deleito en la ley de Dios; pero veo otra ley en mis miembros, que se rebela contra la ley de mi mente, y que me lleva cautivo a la ley del pecado que está en mis miembros” (Romanos 7:22-23) RVR 1960.

Tu espíritu reside en tu interior, y para que este sea liberado debe abrirse paso a través del hombre exterior. En el espíritu están los frutos del espíritu, las capacidades divinas y los dones del Espíritu Santo. Estas herramientas te permiten llevar a cabo el propósito divino por el cual viniste a la tierra. “Por tanto, no desmayamos; antes aunque este nuestro hombre exterior se va desgastando, el interior no obstante se renueva de día en día.” (2 Corintios 4:16) RVR 1960. Tu verdadera identidad está plasmada en tu espíritu. Allí está la esencia que Dios puso en tu vida, ese ADN que te hace completamente diferente a todos los demás, el motivo por el cual fuiste creado.

LA LIBERACIÓN DEL ESPÍRITU TE PERMITE CAMINAR EN LO SOBRENATURAL. RECIBES REVELACIÓN DIVINA Y PUEDES TOMAR DECISIONES EN PAZ SIN COMETER ERRORES. LA PRESENCIA DE DIOS Y EL RESPALDO DEL CIELO DIRIGEN TUS PASOS.

Para liberar el espíritu usted debe renunciar a su yo para que su vida ya no sea conducida por su débil voluntad, sujeta a emociones y diferentes estados de ánimo, sino por el Espíritu Santo de Dios. Cuando aprenda a escuchar y a obedecer la voz del Espíritu Santo, podrá lograr en un día lo que le tomaría diez años.

¿Quiere liberar su espíritu? Rompa la cáscara exterior que encierra su semilla, sujete su voluntad a la voluntad de Dios y permita que el Espíritu Santo dirija su vida. Atrévase a vivir una vida totalmente consagrada a Dios.

El profeta Ezequiel era un hombre que caminaba en lo sobrenatural. Su vida interior se había desarrollado a tal punto que en una de sus experiencias Dios lo toma y lo coloca en medio del desierto en un valle lleno de huesos secos para que profetice sobre ellos y recobren vida. ¿Estás pasando por alguna situación en tu vida donde te sientes caminando por un desierto? Si es así, quiero que sepas que el Espíritu de Dios está hoy parado a tu lado como lo estuvo con el profeta Ezequiel en ese valle, y quiere que respondas la siguiente pregunta ¿podrán esos huesos secos recibir vida?

“Entonces me dijo: —Anuncia un mensaje profético a estos huesos y diles: ¡Huesos secos, escuchen la palabra del SEÑOR! Esto dice el SEÑOR Soberano: ¡Atención! ¡Pondré aliento dentro de ustedes y haré que vuelvan a vivir! Les pondré carne y músculos y los recubriré con piel. Pondré aliento en ustedes y revivirán. Entonces sabrán que yo soy el SEÑOR.” (Ezequiel 37:4-6) NTV

Profetiza al valle de huesos secos en tu vida. Suelta la palabra. Dile a esos huesos que se junten y reciban vida. Suelta la palabra de vida una y otra vez hasta que el cambio suceda. Cuando tu voluntad se ligue a la voluntad de Dios, tus pasos serán guiados por el Espíritu Santo y el desierto en el que te encuentres recibirá vida.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *